Archive for Historia

¿Es el Gran Arquitecto del Universo un dios masónico?

Gran Arquitecto del UniversoEn las Constituciones de Anderson, fechadas en 1723, se hace alusión a «Dios, Gran Arquitecto del Universo» (p. 1), y al «Dios del Cielo, el omnipotente Arquitecto del Universo» (p. 18). Pero Anderson habla también de Cristo como «Gran Arquitecto de la Iglesia» (pp. 24-24). En el artículo primero de las Constituciones de Anderson, se dice «que el masón está obligado, por su compromiso a obedecer la ley moral, y si comprende bien el Arte, no será jamás un ateo estúpido ni un irreligioso libertino». Sin nombrar a Dios se exige la creencia en Dios, porque los ateos son excluidos de una manera directa y expresa.

Mucho más directo es el Libro de las Constituciones de la muy antigua y honorable Fraternidad de los masones libres y aceptados, conocida como de los Antiguos, publicada por Dermott el año 1756 bajo el título de Charges and Regulations of the Society of Free Masons, extracted from Ahiman Rezon: “Todo masón está obligado, en virtud de su título, a creer firmemente y adorar fielmente a Dios eterno al igual que las enseñanzas sagradas que los Dignatarios y Padres de la Iglesia han redactado y publicado para el uso de los hombres sabios; de tal suerte que ninguno de los que comprenden bien el Arte pueda marchar sobre el sendero irreligioso del desgraciado libertino o ser introducido a seguir a los arrogantes profesores del Ateísmo o del Deísmo…”.

Sin embargo, no hay acuerdo en las interpretaciones y consecuencias de estas diferencias. Para unos las Constituciones de Anderson inclinan fuertemente hacia un deísmo que la segunda Constitución, conocida como de Ahimann Rezom, condena explícitamente insistiendo sobre su fidelidad a la religión católica, tanto más que Dermott, así como la mayoría de los primeros Antiguos, eran irlandeses católicos. No hay que olvidar que el autor de las Constituciones de los Modernos era el Reverendo James Anderson, Pastor de la Iglesia presbiteriana escocesa, y en consecuencia él era también teísta –no deísta–, y cada vez que habla de Dios, lo hace como Gran Arquitecto del Universo, es decir, como Creador. Y la tradición de la Gran Logia de Inglaterra, hasta nuestros días, ha sido siempre teísta y no deísta. Uno de sus representantes, Alec Mellor, lo dice en su Diccionario: “La francmasonería regular es no solamente deísta sino teísta, lo que significa que el Dios que reconoce, invoca y ruega en logia es el Dios creador, o, si se prefiere, un Dios personal, no una entidad vaga, tal como la conciben sistemas metafísicos como el inmanentismo o el panteísmo. Ningún equívoco puede subsistir a este respecto”. Read more

Share Button

Masonería: enseñanza y laicismo

enseñanza, laicismo y masoneríaUno de los episodios que llevaron al enfrentamiento institucional entre la Iglesia católica y la masonería, se desarrolló en Bélgica y Francia con motivo de la enseñanza no confesional.

El caso de Bélgica se centró en el apoyo de la masonería a la enseñanza libre, la laicización de la enseñanza oficial, oposición a los subsidios que recibía la enseñanza confesional, y la ley de enseñanza obligatoria. Pero quizá lo que más impacto causó fue que, para hacer frente a la creación de la Universidad católica de Malinas (antes incluso de que la Universidad estatal de Lovaina fuera también entregada a los obispos belgas), se fundara en 1834 por parte del Gran Oriente de Bélgica, y a iniciativa de su Gran Maestre Théodore Verhaegen, la Universidad Libre de Bélgica (que en 1842 cambiaría su nombre por el de Universidad Libre de Bruselas), para evitar que el clero belga se hiciera con el monopolio de la enseñanza superior. Esta Universidad tuvo como finalidad «combatir la intolerancia y los prejuicios, y difundir las doctrinas de una sana filosofía».

Por su parte, en Francia, en la lucha que a finales del siglo XIX se llevó a cabo por la escuela laica, los masones no estuvieron ausentes, y ésta fue una de las causas que enfrentó con dureza a la masonería con la Iglesia católica en un intento de sustraer a la juventud de su tradicional influencia. Read more

Share Button

Masonería Regular e Irregular

Masonería Regular e IrregularDurante el siglo XVIII la masonería fue condenada en distintas ocasiones por el papado. Sin embargo, y a diferencia de lo que sucediera en España, Portugal o los Estados Pontificios, estas condenas no fueron promulgadas inmediatamente ni en Francia, ni en Inglaterra, ni en Alemania, ni en Austria, ni en sus estados vasallos. Ello permitió que en las logias establecidas en los territorios de estos países conviviesen católicos con protestantes, e incluso se registrase en las mismas la presencia de religiosos y sacerdotes. Las regiones que componen la actual Bélgica disfrutaron de esta situación, hasta que en 1837 el arzobispo Sterck y sus obispos sufragáneos enviaron a todos los párrocos de su dependencia una circular haciendo públicas las excomuniones contra la masonería. El conocimiento del documento episcopal, obligó a muchos, como el fundador de la Universidad Libre de Bruselas, T. Verhaegen, a separarse de la Iglesia. Ello condujo a una clara politización y a una toma de postura anticlerical, e incluso antirreligiosa, del Gran Oriente de Bélgica. En consecuencia con estos hechos, en 1854 suprimió el artículo 135 de sus estatutos, que prohibía las discusiones políticas y religiosas en logia, y en 1872 el artículo 12, que obligaba a creer en Gran Arquitecto del Universo y en la inmortalidad del alma.

La conducta del Gran Oriente de Bélgica fue seguida años más tarde por el Gran Oriente de Francia. Además, la política de Napoleón III, favorable a la unificación italiana, y las posturas antiliberales de la encíclica Cuanta Cura y del Syllabus aumentaron en los masones franceses su rechazo de lo católico y estimularon las iniciaciones de agnósticos y ateos. Finalmente, en 1877, cinco años más tarde que su homónimo belga, el Gran Oriente de Francia eliminó también de sus estatutos la obligación de creer en el Gran Arquitecto del Universo, en la inmortalidad del alma y prestar juramento sobre un libro sagrado.

Las determinaciones tomadas por los Grandes Orientes belga y francés ocasionaron en los medios masónicos anglosajones un verdadero escándalo de modo que la Gran Logia de Inglaterra rompió todos los lazos con aquellas familias masónicas continentales.

A partir de entonces se estableció una nueva y trascendental división en la masonería universal, pasando en adelante el conjunto de obediencias a denominarse «regulares» o «irregulares». Las primeras, englobadas en lo que ha venido conociéndose como dependientes de la masonería anglo-sajona, se caracterizaban por mantenerse dentro de la más estricta ortodoxia andersoniana, por prohibir rigurosamente hablar en las logias de temas políticos y religiosos y por admitir en su seno sólo a varones que creen en Dios y en la inmortalidad del alma. Esta masonería “regular”, representada principalmente por la Gran Logia de Inglaterra, tiene una presencia mayoritaria en países anglosajones y cuenta también con importantes asentamientos en países latinos. Read more

Share Button

Masonería y pacifismo en el siglo XX

picasso-pablo-dove-of-peaceCon el comienzo de siglo y a raíz de la guerra de Transvaal en el África Austral, nuevamente se oyó la voz de la masonería a favor de la Paz. Esta vez la noticia la recoge el Boletín Oficial de la Gran Logia Simbólica Regional Catalana-Balear, del mes de abril de 1900. Bajo el epígrafe “Por la Paz” se dice: «La Gran Logia Catalana-Balear se ha adherido a la petición iniciada por el Gran Oriente de los Países Bajos, dirigida a las potencias masónicas de la Gran Bretaña, de Irlanda y del África del Sur, protestando de los motivos antimasónicos que han ocasionado la guerra del Transvaal y exhortándoles a que hagan cesar las hostilidades en el África Austral».

En otro suelto titulado “La guerra en el África Austral”, recogida en el mismo número y revista, se adelanta “como remota esperanza” que las logias que trabajan en Johannesburg, Lagasfontein, Kapstad, Kronstad, Keaporsdorp, Perail, Pretoria, Riversdale, Wimburghede, etc., hasta el número de veintiuna, habían admitido el estudio del mensaje anterior presentado por las potencias masónicas. Y añadían: “Confiamos en que  la Orden Masónica, deberá una vez más la Humanidad la cesación de los estragos de una lucha homicida”. Read more

Share Button

Masonería: otros cuerpos masónicos

La masonería se fundamenta en los llamados grados simbólicos: Aprendiz, Compañero y Maestro. No obstante, como herencia de antiguas tradiciones existen otros Cuerpos Masónicos que se agrupan en estructuras denominadas ‘Órdenes’, y a los que los Maestros Masones pueden acceder si es ese su deseo.

La Gran Logia de España, junto con el resto de Obediencias regulares del mundo, mantienen relaciones fraternales de reconocimiento con estas órdenes. En el territorio de su jurisdicción mantiene relaciones de amistad con los siguientes Cuerpos Masónicos:

Gran Capítulo Francés

Arco_Real

Supremo Gran Capítulo de los Masones del Arco Real para España.

Caballeros_Temple-MaltaGran Priorato de las Ordenes Unidas, Religiosas, Militares y Masónicas del Temple, de San Juan de Jerusalén, Palestina, Rodas y Malta OSM_GRAN_CONCLAVE_1Gran Conclave de la Orden del Monitor Secreto o Fraternidad de David y Johnatan en las Islas Británicas y sus Territorios de Ultramar
markgl_1Gran Logia de Maestros Masones de Marca de Inglaterra, Gales y de sus Distritos y Logias de Ultramar. Distrito de España Crpticos_1Gran Consejo de Reales y Selectos Maestros
RAMGLLogoGran Consejo Maestral del Arca Real de la Gran Logia de Maestros Masones de Marca de Inglaterra. Supremo Consejo del Grado 33 y Último Grado del Rito Escocés Antiguo y Aceptado para España (1.811)
Honorable Sociedad de Masones Libres, Canteros, Mamposteros, Pizarreros, Soladores, Yesaires y Albañiles. (Los Operativos). Región de Iberia Orden de los Grados Masónicos Aliados. Distrito de España

Scarlet_CordAntigua y Masónica Orden del Cordón Escarlata

De las Islas Británicas y sus Distritos y Consistorios de Ultramar

Santo_Toms_AconOrden Conmemorativa de Santo Tomás de Acre
escudo-gpreGran Priorato Rectificado de España Knight_Templar_PriestsCaballeros Sacerdotes Templarios del Sagrado Arco Real u Orden de la Sagrada Sabiduría
Share Button

Masonería: astronautas masones

- Edwin E. Aldrin, Jr. [Coronel de las USAF]. Grado de Maestro el 21 de febrero de 1956 en la Logia Montclair N.º 114. Miembro de la Logia Clear Lake N.º 1917 de Texas.

 masones astronautas  masones astronautas

LeRoy Gordon Cooper [Coronel de las USAF]. Grado 33. Logia Carbondale N.º 82 en Colorado. Elevado al grado de Maestro el 3 de octubre de 1956. Fue Shriners:

http://www.kosair.com/famousshriners.html

 masonería  masones famosos

Donn F. Eisele [Teniente coronel de las USAF]. Fue elevado al grado de Maestro en la Logia Luther B. Turner N.º 732 en Columbus (Ohio) el 8 de junio de 1952. Read more

Share Button

Masonería: la Estatua de la Libertad

 

La Estatua de la Libertad durante su construccion  en Paris 3Quizá sea la Estatua de la Libertad la escultura de raigambre masónica más célebre de nuestra reciente historia del arte. Airosa de líneas, magnífica en su concepción, obra maestra de ingeniería por añadidura, la colosal figura enarbola una antorcha cuya luz, espiritual amén de material, derrama hasta los confines del mundo. Estandarte de libertad para todos los hombres, con independencia de su credo y su origen, símbolo por antonomasia de la verdad, la tolerancia y la justicia, se erige a la entrada del puerto de Nueva York, de cara a Europa, como luminaria axiológica de la civilización occidental contemporánea.

Su ascendencia sincrética la hace heredera de antiguas deidades, como la Isis de Egipto, la babilónica Ishtar o la griega Astarté. De su rostro hierático y un tanto arcaico se ha dicho que pudo haber sido inspirado por aquel de la madre del artista o por las facciones de una de las bellezas de la época, Isabella-Eugénie Boyer, esposa del rey de las máquinas de coser, Isaac Merrit Singer. Se nos muestra ataviada con un peplo, que cabe imaginar purpúreo, y tocada con una tiara de siete puntas, dispuestas en semicírculo, a guisa de arco celeste de ciento ochenta grados, cual trasunto de los siete continentes y los siete mares. En la mano izquierda sostiene la tabla de la Ley, cuyos caracteres incisos en cifras romanas rememoran la Declaración de Independencia de los Estados Unidos de América: “JULY IV MDCCLXXVI”. A sus pies, ya rotas, las cadenas nos remiten a la emancipación humana. Los tres escalones del pedestal sobre el que descansa se corresponden con los tres grados masónicos: aprendiz, compañero y maestro. Tal pedestal se levanta a su vez sobre un zócalo preexistente en forma de estrella irregular de once puntas.

La Estatua de la Libertad es la obra cumbre de un artista visionario y masón universal: el escultor Frédéric Auguste Bartholdi (Colmar, 1834-París, 1904). Read more

Share Button

Masonería y satanismo

 

masonería y satanismoUno de los casos más grotescos de la dura polémica entre la Iglesia católica y la masonería a finales del siglo pasado, y que dio origen a la leyenda del satanismo en la masonería, es el de Leo Taxil, francés, cuyo verdadero nombre era Gabriel Jogang Pagés, nacido en 1854 en Marsella. A los 19 años comenzó su doble carrera de periodista y fumista. Llegó a movilizar varias chalupas con más de un centenar de soldados armados de arpones para buscar los tiburones que infestaban la rada de Marsella. Numerosos pescadores habían dirigido cartas angustiosas a las autoridades de la zona. Poco después se supo que los tiburones sólo existían en la imaginación de Léo Taxil, que era quien había escrito todas las cartas. Por esas fechas estaba de redactor en un periódico sensacionalista La Marotte que acababa de ser prohibido por delito contra las buenas costumbres. Más tarde, Taxil, condenado a ocho años de prisión, logró huir a Ginebra, donde reincidió. Las sociedades de eruditos y de arqueología de toda Europa recibieron la sorprendente noticia de que las ruinas de una ciudad romana aparecían bajo las aguas del lago Leman. Una vez más Léo Taxil se había vuelto a reír de la opinión pública.

Aprovechándose de una amnistía, Léo Taxil volvió a Francia y se manifestó como un gran anticlerical. Extraordinariamente prolijo acumuló una gran fortuna con títulos como «Pío IX ante la Historia, su vida política y pontifical; sus vicios, sus ídolos, sus crímenes», etc. Read more

Share Button

Masonería y Arte: Juan Gris

Masonería y ArteJuan Gris (1887-1927) fue iniciado el 2 de febrero de 1923 en la Logia Voltaire del Gran Oriente de Francia. Pasó al grado de compañero el 18 de febrero de 1924 y al de maestro el 27 de febrero de 1925
José Victoriano González-Pérez, conocido artísticamente como Juan Gris (Madrid, 23 de marzo de 1887 – Boulogne-sur-Seine, Boulogne-Billancourt, Francia, 11 de mayo de 1927), fue un pintor español que desarrolló su actividad principalmente en París como uno de los maestros del cubismo.

Entre 1904 y 1906 estudia en la escuela de artes y oficios de Madrid y en el estudio de José Moreno Carbonero. En su adolescencia es ilustrador de publicaciones como Blanco y Negro y Madrid. En 1906 para evitar la milicia y conocer vida artística, se muda a París donde conoce a Pablo Picasso y Georges Braque. Los primeros años vive dibujando para L’Assiette au Beurre y Charivari. Sus inquietudes filosóficas le llevaron a una búsqueda interior. En su casa de Boulogne-sur-Seine se organizaban sesiones de espiritismo.

Según consta en la documentación custodiada en los archivos del Gran Oriente de Francia, Juan Gris fue iniciado en la masonería el 2 de febrero de 1923 en la Logia Voltaire dependiente del Gran Oriente de Francia. Su asiduidad en el trabajo masónico le supuso el pase al grado de compañero el 18 de febrero de 1924 y al de maestro el 27 de febrero de 1925.

Extractado de: José Antonio García-Diego y Ortiz (Fundación Juanelo Turriano), Antonio Machado y Juan Gris. Dos artistas masones, Madrid, 1990.

Share Button

Masonería y franquismo

Masonería y franquismoEl franquismo no hizo sino agravar e intensificar la fobia y la saña que los fascismos europeos de los años veinte y treinta habían lanzado ya contra la Masonería. En esta represión, ningún dictador como Franco ha llegado tan lejos en el acoso y métodos empleados, hasta convertir el antimasonismo en un «leit-motiv» de su régimen, bajo la teoría del «contubernio».

Desde la dramática fecha del golpe militar de 1936 se precipita una vertiginosa cuenta atrás contra los masones y va surgiendo una curiosa legislación antimasónica, reflejo de la obsesión de Franco por este asunto. El 15 de septiembre de 1936 se publicó su primer decreto contra la Masonería, cuyo primer artículo dice así: «La Francmasonería y otras asociaciones clandestinas son declaradas contrarias a la ley. Todo activista que permanezca en ellas tras la publicación del presente edicto será considerado como reo del crimen de rebelión». Pero en esa fecha, muchos masones españoles habían sido ya fusilados. Una de las primeras medidas de los sublevados en 1936 fue el asalto, saqueo, incautación y destrucción de los locales masónicos, al igual que se hizo con centros obreros o del Frente Popular. El franquismo metía en el mismo saco a masones y marxistas, conceptos muy dispares entre sí. De este modo, el local de la logia Turdetania de Córdoba fue incendiado. El templo masónico de Santa Cruz de Tenerife fue incautado y convertido en sede de Falange. Mientras tanto, cundía una auténtica fiebre incautadota de documentos masónicos por toda la zona franquista, que se remitían rigurosamente vigilados al Servicio de Recuperación de Documentos de Salamanca, a fin de que sirvieran de base par la magna campaña depuradora que se tenía planeada. Read more

Share Button